Por la organización, por los detalles, por la ilusión que transmitís y por lograr que el evento se supere cada año, por la calidad de los ponentes y talleres y en lo acertado de sus contenidos. Chapeau!
Regresas de nuevo a la oficina y miras tu mesa; los papeles se han multiplicado, y el correo apilado de cualquier manera amenaza con desmoronarse y caer al suelo.
Pero tú llegas eufórica, motivada, llena de ideas, ansiosa por aplicar muchas de las cosas que has aprendido… Hablas con tu jefe, que percibe tu estado, le explicas y él sonríe, cómplice de tu entusiasmo. Deberían ser unas jornadas formativas, pero además son una inyección de motivación y superación para cada día.
De nuevo ante tu mesa, no sabes ni cómo, has devorado esos papeles y el correo, sin llegar a caerse, está ya distribuido. Quieres empezar a trabajar mejor y poner en práctica lo que te has traído… ¿funcionará? ¡Ganas no faltan!
Como decía Leila Navarro en su ponencia: ‘-Leila, você é muito poderosa!’

Marta Bello. Elring Klinger S.A.

Los comentarios están cerrados.

Colaboran:    
NH - Hoteles Fudeat